Ingeniería Marítima y de Costas

Hydroceanica: Ingeniería a los extremos

Indicadores de biodiversidad, claves para la compensacion y el licenciamiento ambiental

En el marco del apoyo técnico del Programa Riqueza Natural de USAID, el Instituto Humboldt inició una serie de asistencias técnicas y científicas a los profesionales bióticos de la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales -ANLA-, con el fin de apoyar la evaluación de los programas de compensación ambiental y planes de inversión forzosa de no menos del 1% que son competencia de la ANLA.

De esta manera se planea contribuir a la inclusión de indicadores de biodiversidad en la construcción del Índice de Desempeño Ambiental, apostando a mejorar la oportunidad y calidad en los requerimientos, la conservación de la biodiversidad, los bienes y servicios ecosistémicos.

Serán cinco capacitaciones que estarán orientadas a definir los lineamientos técnicos para la evaluación de programas de compensación e inversión forzosa de no menos del 1% en acompañamiento con el IAVH, lo que permitirá que toda la información que posee el instituto pueda ser compartida a la ANLA para una mejor toma de decisiones en materia de licenciamiento ambiental y la mejora de los indicadores de biodiversidad.

Yesenia Vásquez, líder de compensaciones y 1% de la ANLA, afirma que “tener un aporte de la institucionalidad asociado específicamente a la biodiversidad en el marco de todos los procesos que adelanta la ANLA, permite tener una perspectiva distinta desde el ejercicio que hacemos misionalmente. Creo que este es un momento sumamente histórico para que la autoridad pueda, de una manera muy transparente, llevar la información que tiene disponible y ponerla al servicio de la comunidad en general”, explicó Vásquez.

Germán Corzo, investigador titular a cargo de la línea de gestión ambiental sectorial del programa de gestión territorial del Instituto Humboldt, también destacó que “este es un proceso que hemos venido discutiendo desde hace mucho tiempo y que ha resultado muy interesante porque está un poco en la frontera de las preguntas que tiene tanto la ciencia como la gestión ambiental. Muchos de los problemas que hemos identificado en este proceso dentro de la gestión del Instituto, están relacionados con información que tenemos que aportar a esta discusión”.

“Por otro lado, queremos desarrollar marcos conceptuales que la norma dejó sin resolución, por ejemplo, del uso sostenible, o la relación entre las acciones y modos de compensación. Una vez identificados los cuellos de botella, aportaremos a la Autoridad Ambiental, los recursos conceptuales y de información necesarios para facilitar la gestión de las compensaciones en particular”, comentó el investigador.

Nota tomada de http://www.anla.gov.co/